gato_cabreado_buscarinstrumentos

¿Cómo afecta la música a los animales?

De toda la vida hemos oído la famosa frase “la música amansa a las fieras” y seguramente hemos creído en ella. Cómo pensar sino que un animal no se emocionará con una ópera de Puccini, o que no se relajará con Gymnopedie de Erik Satie. En base a este supuesto os ponemos en la siguiente situación, andas en una gira con tu banda por Sudáfrica y tras discutir con la cantante te ponen de patitas en la calle en medio de la sabana africana con tu violín, cuando de repente te percatas de que un león a lo lejos corre hacia ti. ¿qué harías?

a – Te pones a gritar alzando los brazos y corres hacia él

b – Sales corriendo en dirección al mar

c – Te pones a tocar el violín de forma que el león no te atacara y se irá a relajarse

Pues bien, sorprendentemente la opción c no funcionará y el león te comerá, la opción con la que tienes más posibilidades de sobrevivir es la opción a, pues la combinación de brazos en alto, dirigirse al león y gritar es posible que haga a este replantearse la opción de atacar a un animal nuevo y desconocido para él. Aunque en parte mentimos, tal vez es posible que tocando el violín consiguieras agradar al león pero tendrías que acertar con las frecuencias que a él le gustan y que no tienen que ser necesariamente las tuyas.

Aquí va un vídeo de cazadores asustando a leones para robarles la comida con método tipo opción a (hay que ser malos para robarle la comida a un gato)

Los animales perciben la música al igual que los humanos, pero la música que nosotros escuchamos no está en las mismas frecuencias que las de los sonidos que emiten otras especies. Esto pasa con gatos, perros,  etc. Y esto nos lleva a preguntarnos si existe la música para los animales. Pues parece que sí y además hay una ciencia para ello y se llama Zoomusicología , que es la ciencia que estudia la música de los animales no-humanos.

Las ballenas y los cetáceos se comunican entre sí con sonidos que a los humanos nos producen sensaciones relajantes, se ha examinado las ondas que emiten los cetáceos en el estudio de sus comunicaciones y se han podido encontrar patrones muy similares al “canto” del ser humano. Podríamos decir en varios aspectos que hay animales que usan la música para comunicarse o “algo parecido” a lo que nosotros llamamos música en sus aspectos comunicativos.

Si el ser humano se quiere comunicar con los animales a ese nivel y hacer música para los mismos antes tiene que estudiar las frecuencias y los patrones sonoros de cada especie. Una vez hecho esto se puede crear música que llame la atención de los mismos e interaccione con su sistema auditivo debido a la similitud con los patrones sonoros a los que está acostumbrado.

Respecto a esto los científicos están haciendo algunos estudios y pruebas de interacción entre la música y los animales muy interesantes. Por ejemplo este vídeo hecho por una organización que estudia la comunicación entre humanos y animales con la intención de interaccionar con ballenas jorobadas:

Las comunicación entre ballenas es un campo muy estudiado porque su proceso de comunicación es muy interesante. Podemos hacer música para interaccionar con ellas y crear buenas sensaciones en estos cetáceos, de la misma forma que hoy en día se hacen hilos musicales para humanos con los cantos de ballena, hay una compatibilidad sonora de sus cantos  con lo que nos gusta a los seres humanos.

También se están haciendo experimentos en el campo de las mascotas, ponemos de ejemplo al estudio que está haciendo un equipo de la universidad de Wisconsin-Madison con la intención de hacer música que “agrade” a los gatos. Normalmente la música humana no es agradable para estos felinos, ellos aprenden a tolerarla pero no suele estar en los patrones sonoros que a ellos les agradan. Este grupo de científicos estudió los patrones del sonido que emiten los gatos y fueron haciendo diversas pruebas hasta que generaron “música para gatos”, para evaluar la respuesta positiva de los gastos se observo las pautas de comportamiento de los mismos al escuchar la música cómo es el caso de frotarse contra el altavoz.

Hay varios post donde se indica que la música gusta a gatos o perros, pero lo cierto es que la música humana no está especialmente adaptada para ellos, incluso había estudios bastante influyentes que demostraban aversión directa por parte de los gatos hacia la música para humanos.

La música si influye en los animales y mucho, pero para que les guste o interaccione con ellos de forma efectiva tiene que coincidir con sus patrones auditivos. Aparte de eso se ha observado que uno de los factores que más influye en los animales es el ritmo de la canción.

Lo que a nosotros nos relaja a un animal puede serle indiferente, gustarle o ponerle nervioso, dependiendo de la relación de ese sonido con los patrones auditivos de sus especie. Desde luego si alguna vez te ves en la situación expuesta al principio del mail, te deseamos que hayas oído las canciones para gatos y te acuerdes de ellas, tal vez tienes suerte y el león y los gatos comparten gustos musicales al ser ambos felinos. Si no es así te deseamos valor para optar por la opción a.

Click Here to Leave a Comment Below

Leave a Reply: